El Salvador inaugura parque industrial para atraer nuevas inversiones

Desarrollo San Andrés es el nuevo proyecto que consta de 39 manzanas y tendrá una inversión total de $5 millones. Este jueves inauguran la primera etapa. El parque industrial está en el municipio de Quelepa, San Miguel, en el kilómetro 131 ½ de la carretera Panamericana. Javier Batle García-Prieto, gerente de Proyectos de la firma dijo que este jueves se inaugura en el municipio de Quelepa la primera etapa del proyecto que consta de 22 manzanas y tiene una inversión de $3.1 millones. El complejo total es de 39 manzanas y una inversión de $5 millones. “Nuestro objetivo principal es habilitar espacios convenientes para las necesidades operativas y comerciales de empresas visionarias, de manera que se facilite el comercio y la actividad industrial en el oriente de El Salvador, apoyando así el crecimiento económico social y empresarial en la zona”, señaló Batle García-Prieto.

Actualmente se han habilitado 39 lotes desde 5,700 hasta 18,000 V2, para el desarrollo de inmuebles de tipo industrial y comercial. El enfoque principal de esta primera etapa es brindar una solución a las necesidades de empresas nacionales y extranjeras que buscan establecer sus puntos de logística, distribución o producción en la zona oriental del país. El proyecto cuenta con diseños que cumplen criterios de calidad, facilidad de circulación vial, conectividad, entre otros, detalló el ejecutivo.

Batle García-Prieto comentó que la gestación de este proyecto inició hace, al menos, unos ocho años con la visión que oriente tiene un gran potencial industrial que aún no se ha explotado “un potencial no solo nacional, sino regional”, señaló. Actualmente las empresas que ya operan en esta primera fase son La Constancia, Lactolac y CBS, pero en lo que resta del año esperan albergar a tres más, según las proyecciones.

“Muchas empresas se encuentran ante situaciones donde el crecimiento y la expansión son necesarios para satisfacer sus operaciones logísticas y comerciales. A pesar de lo anterior, el crecimiento se ve condicionado por un factor clave: una ubicación bien situada, de fácil acceso y estratégicamente posicionada para estar lo suficientemente fuera de la ciudad, pero también accesible para sus empleados que transitan desde la misma a sus puestos de trabajo. Agregando a lo anterior, dichas ubicaciones tienen un gran riesgo adherido: en muchas ocasiones, la falta de ordenamiento territorial termina creando efectos negativos en la accesibilidad a la zona a futuro y este proyecto es una solución a esa problemática”, explicó el gerente general de la firma.

La puesta en marcha de la primera fase del proyecto comenzó a inicios de diciembre 2018 y su finalización se tiene estipulada para finales de noviembre 2019.

Al establecerse 10 empresas en San Andrés, se proyecta la creación de mas de 1,300 plazas de empleo directas. La inversión estimada de una empresa establecida en San Andrés es de $1.7 millones. Con el establecimiento de mas empresas en el complejo, se proyecta una inversión total de $51 millones, en el mediano a largo plazo.

AEV/EDH / P&D