Apoye nuestro esfuerzo con una donación
Suscríbase a nuestros boletines

Subida del nivel del mar es tema de reunión mundial de prensa. El nivel del mar podría subir hasta 110 centímetros con respecto a finales del siglo XX

Periodistas ambientales de la Alianza de Agencias de Noticias del Mediterráneo (AMAN) se reúnen a partir de mañana en Cerdeña (Italia) para conocer de primera mano la situación de los humedales mediterráneos, en peligro.

Los humedales mediterráneos son los más expuestos del mundo debido a la previsible subida de un metro del nivel del mar en 2100. Impulsado por la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICN), el encuentro de este jueves prevé aumentar la sensibilización sobre el estado de los humedales mediterráneos y sus beneficios para las personas y economías locales e interactuar con los diferentes actores -autoridades, pescadores, agricultores o artesanos- en una de las zonas más amenazadas.

El pasado septiembre, el Grupo Intergubernamental de Expertos en Cambio Climático (IPCC) de Naciones Unidas alertó de que el nivel del mar podría subir hasta 110 centímetros con respecto a finales del siglo XX si continúa la tendencia de aumento de las temperaturas y, según el Primer Informe de Evaluación Científica Sobre el Cambio Climático y Medioambiental en el Mediterráneo, el incremento es en esta región un 20 por ciento más acelerado que la media mundial.

Con el apoyo de la Fundación Medsea -con sede en Cerdeña- la UICN, que organiza este foro anual con la colaboración de EFEverde, AMAN y la Fundación por la Naturaleza MAVA, ofrecerá a los periodistas una visión general de los humedales que persisten en el Mediterráneo y analizará las amenazas y presiones a las que se enfrentan.

Según este organismo, más del 50 por ciento de la población mediterránea vive en zonas costeras y, sin embargo, en los últimos cien años se ha perdido más de la mitad de estos humedales por el turismo masivo, la urbanización descontrolada, el desarrollo industrial y la agricultura intensiva.

Además, estos ecosistemas están gravemente amenazados por los efectos del cambio climático, como el aumento del nivel del mar, la decoloración de los corales, los efectos hidrológicos, los cambios en la temperatura del agua y las alteraciones en la disponibilidad y calidad del agua.

AEV/EFE