Apoye nuestro esfuerzo con una donación
Suscríbase a nuestros boletines

Informe de Felicidad dice que las personas más felices son las que tienen deudas

De acuerdo con el informe revelado por las Naciones Unidas, las personas más felices del mundo van a recibir ayuda para gestionar sus finanzas.

La deuda de los hogares finlandeses se ha duplicado en los últimos veinte años en un contexto de caída de las tasas de interés y la obsolescencia gradual del efectivo como forma de pago. La población de Finlandia, hogar de empresas como Nokia y Rovio, el creador del famoso Angry Birds, se conoce por una mayor destreza en tecnología que la mayoría. Pero su disposición a adoptar los pagos digitales en lugar del efectivo ha coincidido con una menor disciplina en los hábitos de gasto.

Ahora, un nivel récord del 7% de los 5,5 millones de ciudadanos de Finlandia no puede pagar sus facturas, un tercio más que en los últimos diez años. Las autoridades han alertado sobre el crecimiento del crédito al consumo en particular en años recientes.

En Finlandia, que encabezó el Informe de Felicidad Mundial de las Naciones Unidas más reciente, el banco central está desarrollando una estrategia de educación financiera para los ciudadanos.

La idea, concebida en un país que ya supera a gran parte del mundo rico en educación, es determinar si una mayor destreza financiera ayudará a los finlandeses a endeudarse menos.

En Finlandia, hace unos veinte años, el efectivo se usaba en el 70% de las transacciones de pago en las tiendas, y las tarjetas representaban el resto. Actualmente, esas mediciones han cambiado: las tarjetas, los dispositivos móviles y otros modos de pago digitales se usaron en más del 80% de las transacciones en 2018, según datos recabados por el banco central.

Olli Rehn, gobernador del Banco de Finlandia, dice: “Los consumidores ya se han mudado en gran medida a un mundo digital” en cuanto a los pagos. “Las personas ya no tienen las limitaciones físicas de presupuesto que solían tener, y ello dificulta la gestión de las finanzas personales”.

Ahí es donde el banco central espera poder ejercer influencia. El primer paso será recabar datos y mejores prácticas de organizaciones que ya trabajan en el campo en un intento por ampliar su trabajo y garantizar que todos los grupos de la sociedad reciban la asistencia adecuada. Posteriormente, establecerá objetivos nacionales para la educación financiera y trabajará con proveedores externos para coordinar la adopción del plan nacional. (El banco central todavía está trabajando en los pormenores del programa). Finlandia ya ha explorado otras formas de reducir la deuda de los hogares. El regulador financiero ha limitado los préstamos hipotecarios al 85% del precio de compra de una propiedad, y el Ministerio de Hacienda está trabajando en planes para nuevas restricciones.

Para 2023, el Gobierno quiere tener un registro de crédito con datos de todos los préstamos a particulares para ayudar a decidir si se otorga un nuevo préstamo. Las normas sobre crédito al consumo se endurecieron el otoño pasado.

Las autoridades finlandesas están preocupadas por el costo humano de la deuda que, en casos extremos, puede incluso hacer que las personas sean excluidas del mercado laboral a medida que los empleadores rechazan a los trabajadores con un historial crediticio deficiente, y porque las personas que deben hacer frente a importantes cargas de deuda encuentran pocos beneficios en el trabajo.

Las preocupaciones sobre la deuda de Finlandia no se limitan a los hogares. Mientras que Dinamarca, Suecia y Noruega disfrutan de calificaciones AAA en todos los ámbitos, Finlandia destaca por su grado AA+ después de que la deuda gubernamental pusiese a prueba repetidamente el umbral del 60% del PIB de la Unión Europea.

En el Parlamento de Finlandia hay un amplio consenso de que mantener a los consumidores tan informados como sea posible sobre los peligros de la deuda es un factor clave. El plan también cuenta con el respaldo del sector financiero. “Nadie debería tener que aprender a gestionar sus finanzas mediante prueba y error”, dijo Piia-Noora Kauppi, directora gerente de Finanzas de Finlandia, que representa a la industria. “Estos conocimientos deberían enseñarse en la escuela mucho más y mucho antes”.

AEV/ Bloomberg