Apoye nuestro esfuerzo con una donación
Suscríbase a nuestros boletines

Unión Europea se alinea a plan de EE. UU sobre Venezuela

La Unión Europea consideró este viernes que la propuesta de Estados Unidos para una “transición democrática” en Venezuela va encaminada a lograr una salida pacífica a la crisis que vive el país, mediante “un camino negociado hacia un Gobierno democrático”.

La opción de un gobierno de transición en Caracas sin el mandatario Nicolás Maduro ni el opositor Juan Guaidó “va en la línea” de una solución pacífica promovida por el bloque.

“La UE toma nota positiva del marco de transición democrática para Venezuela propuesto por Estados Unidos”, indicó el alto representante comunitario para la Política Exterior, Josep Borrell, en una declaración en nombre de los 27 países de la Unión Europea. La propuesta, continúa, “va en la línea de la UE de proponer una salida pacífica a la crisis a través de un camino negociado hacia un Gobierno democrático, que ahora es más necesario que nunca”.

La UE alerta así del “devastador impacto humano” que podría tener la pandemia del nuevo coronavirus en “un país que se enfrenta a una situación económica, social y humanitaria ya grave”, reiterando su voluntad de ayudar al “pueblo venezolano”. Frente a la pandemia del coronavirus, que amenaza con propagarse dentro y desde Venezuela, y la caída de los precios del petróleo, Washington cambió su táctica para propiciar la salida de Maduro, cuya reelección en 2018 considera fraudulenta.

Washington apoyaba los esfuerzos de Guaidó, jefe de la Asamblea Nacional (Parlamento) electa en 2015, y a quien desde enero de 2019 reconoce como presidente interino junto a casi 60 países, por sacar del poder a Maduro y celebrar nuevos comicios. Pero el martes, el jefe de la diplomacia estadounidense, Mike Pompeo, presentó un “marco para una transición democrática pacífica” en Venezuela, por el cual tanto Maduro como Guaidó se harían a un lado, a cambio de levantar sanciones gradualmente.

Desde Caracas, Guaidó respaldó la propuesta, similar a una planteada por la oposición en fallidas conversaciones mediadas por Noruega en septiembre, pero el gobierno de Maduro rechazó de plano un “gobierno de transición inconstitucional”. Rusia, uno de los principales aliados de Maduro calificó ayer la propuesta estadounidense de “burla” y el gobierno argentino, por ejemplo, sostuvo que la crisis debe ser resuelta en el país sin “presiones” externas “por los propios venezolanos” y pidió “solidaridad”.

AEV/ARL


Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*